El próximo 14 de abril es el plazo para que los partidos políticos de nuestro país deban tener a todos sus militantes refichados, situación que no ha estado exenta de complicaciones, debido a la lentitud que ha tenido el proceso en diversas tiendas.

Tal es el caso de la Unión Demócrata Independiente (UDI), partido que está analizando diversas opciones para poder dar cumplimiento a la nueva ley y no quedar disueltos.

Por ello, ya se estudia la opción de fusionarse con otro(s) partido(s).

Así lo dio a conocer el diputado Jaime Bellolio, quien confesó que habrían iniciado una serie de conversaciones para fusionar partidos con la idea de cumplir con lo que la nueva ley establece tras aprobarse lo planteado en un principio por la comisión Engel, que se creó por el Gobierno una vez dados a conocer los escándalos de corrupción en el país.

El diputado gremialista dijo a El Mercurio que “hay algunos partidos de la centroderecha y de la Nueva Mayoría que están viendo la alternativa de fusión. Eso es algo que permite la ley. Es decir, se crea un partido nuevo, donde los militantes de los distintos partidos se suman”.